Instituto de Indología

Un espacio exclusivo para la difusión de la cultura milenaria de la India

Geografía

El pavo real: pájaro nacional de la India (Bimal Saigal)

 EL PAVO REAL: PÁJARO NACIONAL DE LA INDIA

Bimal Saigal

 

 

El golpeteo rítmico y agradable del caer de la lluvia hace que no solamente los pájaros, los animales y las plantas oscilen al unísono con esta bendición de la naturaleza, sino que también hace que muchos corazones humanos rebosen de una inmensa alegría. Es el majestuoso pavo real, el rey de los pájaros, que asume la responsabilidad de dar las gracias al dios de la lluvia con una espléndida exhibición de plumaje de múltiples colores y una danza cautivadora. Su grito musical de píu-píu y el estremecimiento eléctrico de sus plumas proporcionan las notas mágicas. Por eso, al pavo real se le ha coronado acertadamente como el pájaro nacional de la India.

Este pájaro hermoso siempre ha fascinado al hombre. El pavo real tiene un estatus especial en la civilización de la India, sea en su creencias religiosas, mitología, leyendas, folklore, arte, música o literatura. Sus plumas han adornado la cabeza del Señor y el pavo real es el vehículo (vahan) de Sarasvati, la diosa del aprendizaje. El Rigveda glorifica sus virtudes. En el Ramayana, hay una interesante historia de cómo el dios Indra se disfrazó de pavo real para huir de la cólera del demonio Ravana. Se dice que Indra, a su vez, le dio al pavo real su plumaje divino, decorado con mil ojos, y el poder de ser el heraldo de las lluvias y destructor de las serpientes.

La mitología occidental también abunda en fábulas sobre el pavo real. Existe un mito que dice que cuando el pavo real fue creado, los Siete Pecados Mortales acusaron a Dios de favoritismo por haber dado colores tan hermosos a esta ave. Por consiguiente, Dios fijó los ojos de estos pecados en sus plumas, siendo los colores amarillo, rojo y verde los ojos de la envidia, del asesinato y los celos. Se dice que los pecados todavía siguen al pavo real para recuperar sus ojos. Se cree, por lo tanto, que los pecados también se introducen sigilosamente dondequiera que se coloquen las plumas de los ojos. La mitología griega cree que Juno, la esposa traviesa de Júpiter, arrebató los cien ojos del demonio Argos y los trasplantó en el pavo real, su animal doméstico favorito.

Asimismo, en las artes y la literatura, el pavo real ocupa un lugar importante. La literatura clásica sánscrita está llena de referencias a este pájaro encantador y su estrecha relación con la sociedad humana. El renombrado poeta y dramaturgo sánscrito del siglo quinto, Kalidasa, compuso grandes obras como Kumarsambhava, Meghaduta, Raghuvamsha y Ritusamhara, en las cuales representaba una íntima relación de dicha o dolor entre el pavo real y los seres humanos. En las subsiguiente obras maestras de la literatura de tiempos medievales como, por ejemplo, las de Banabhatta, Bhavabhuti y Bharavi, el pavo real continuaba manteniendo su lugar especial.

Los hallazgos arqueológicos antiguos de la edad de Harappa (2500-1500 a.C.) han permitido comprobar que el pavo real tenía una relación inseparable con la sociedad humana. En los artículos de terracota y los sellos excavados de los pueblos harappanos se nota que el motivo del pavo real fue usado liberalmente. Los hallazgos arqueológicos pertenecientes a las épocas posteriores también llevan ricos adornos del tema de este pájaro en la escultura, objetos de metal, la cerámica y otras formas de arte. De los hallazgos arqueológicos descubiertos en los sitios griegos y romanos se puede comprobar que la gente de estas civilizaciones antiguas criaba y amaba a los pavos reales.

El pavo real es conocido por muchos nombres en la India. Su nombre común mayur deriva del sánscrito. Significa “asesino”: el asesino de serpientes. En la India del norte, se le llama mor. Por su cuello azul también se conoce como nilakantha (el del cuello azul). Este color se asocia con el veneno de serpientes que hace que el cuerpo se vuelva azulado.

El pavo real ha sido domesticado por sus atractivas características externas. Pero, en igual medida, los agricultores lo detestan por los problemas que les causan. En palabras de Aristóteles: “Son animales pestilentes en los jardines que no dejan de hacer tremendo daño con sus travesuras...”. Hace aproximadamente dos siglos, unos pavos reales se introdujeron en la isla de Santa Elena como aves de lujo. Pero al poco tiempo se multiplicaron a tales proporciones y empezaron a destruir los jardines y las huertas que hubo que declararles la guerra.

El pavo real azul, Pavo cristatus, que se encuentra principalmente en la India y en Sri Lanka, es del tamaño de un cisne y es el más colorido éntrelas especies más conocidas de esta ave. Tiene una cresta de plumas en forma de abanico en su cabeza, una mancha blanca debajo del ojo, un cuello azul largo y delgado y una cola espectacular de color verde broncíneo de más o menos 200 plumas alargadas. La especie verde se conoce como pavo real birmano y se encuentra principalmente en Mianmar y en otras partes de Asia Meridional. La especie etíope tiene una cresta doble. Hay dos variedades más de pavos reales: la que es completamente blanca y la que es de varios colores. Debido a que es una ave pesada, el pavo real no puede volar más de cien metros seguidos. La hembra de la especie es menos atractiva, de un color marrón opaco y no tiene ninguna cola de plumas. Sin embargo, ella tiene la misma corona en su cabeza. Pone cuatro a seis huevos al mismo tiempo, que incuban en cerca de cuatro semanas.

El pavo real es más que un mero objeto de belleza; tiene su propia importancia en el sistema ecológico. Es una especie protegida bajo la Ley India de la Vida Salvaje de 1972.

El Instituto de Indología no se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores en este portal de Internet.

Copyright © 2016 Instituo de Indología. Todos los derechos reservados.