Instituto de Indología

Un espacio exclusivo para la difusión de la cultura milenaria de la India

Filosofía

PENSAMIENTOS SELECTOS

Shri Aurobindo

 Tres veces se rió Dios de Shankara: primero cuando volvió a quemar el cadáver de su madre; de nuevo, cuando comentó la Isha Upanishad y, por último, cuando recorrió toda la India predicando la inacción.

*

Debemos trabajar según nuestra verdad interior, no debe ser una actividad acomodada a niveles artificiales. Ha de ser una expresión sincera y viva del alma y de su poder oculto.

*

Si tu propósito es grande y pequeños tus medios, actúa; pues por tu sola acción pueden éstos crecer para ti.

*

¿De que sirve conocer solamente? Yo te digo: Actúa y sé, pues por ello te envió Dios a este cuerpo humano.

*

Si los hombres se tomasen la vida menos en serio, pronto lograrían hacerla más perfecta. Dios no se toma nunca su trabajo en serio: por eso podemos contemplar este Universo milagroso.

*

El amor es la única emoción en nosotros que no precisa de un motivo.

*

El amor perfecto anula el miedo; conserva, sin embargo, una tierna sombra y recuerdo del exilio y ello hará la perfección más perfecta.

*

Altruismo, deber, familia, patria, humanidad, son las prisiones del alma cuando no son sus instrumentos.

*

El ateo es Dios jugando al escondite consigo mismo, pero ¿es el creyente otra cosa? Bien, quizá sí, pues ha visto la sombra de Dios y se ha aferrado a ella.

*

El ateísmo es una protesta necesaria contra la perversión de las iglesias y la estrechez de los credos. Dios se sirve de él como de una piedra para derribar esos sucios castillos de naipes.

*

Aquel que adquiere sólo para sí mismo adquiere mal, aunque llame a esto cielo y virtud.

*

Ayuda al pobre mientras el pobre esté contigo, pero estudia y lucha para que deje de haber pobres que necesiten tu ayuda.

*

No prodigues tus limosnas por todas partes con caridad ostentosa: comprende y ama cuando ayudes. Que tu alma crezca dentro de ti.

*

Que muestres piedad con los animales está bien, pero no lo está que seas un esclavo de tu piedad. Sé esclavo sólo de Dios, ni siquiera de los más luminosos de sus ángeles.

*

El principio comunista de la sociedad es, intrínsecamente, superior al individualista como lo es la fraternidad a los celos y a la matanza mutua; pero todos los esquemas prácticos de socialismo inventados en Europa son un yugo, una tiranía y una prisión.

*

Si el comunismo se reinstaura alguna vez con éxito sobre la tierra, deberá ser sobre una base de fraternidad de almas y muerte del egoísmo. Una asociación forzada y una camaradería mecánica concluiría en un fiasco de dimensión mundial.

*

Abre los ojos y contempla lo que el mundo es realmente y lo que es Dios: acaba ya con vanas y plácidas imaginaciones.

*

Aquel que no reconoce a Krishna, el Dios en el hombre, no conoce enteramente a Dios; aquel que conoce sólo a Krishna no conoce ni a Krishna siquiera. Pero la afirmación opuesta es también verdad: si puedes ver enteramente a Dios en una pequeña flor, insignificante, pálida y sin aroma, has alcanzado Su suprema realidad.

*

Dos poderes aliados hay en el hombre: conocimiento y sabiduría. El conocimiento tiene tanto de verdad —contemplada en un medio distorsionado— como la mente, a tientas, logra alcanzar; la sabiduría es lo que el ojo de la divina visión contempla en el espíritu.

*

Cuando el conocimiento es nuevo en nosotros, resulta invencible; cuando es viejo pierde su virtud. Es así porque Dios se mueve siempre hacia adelante.

*

Cuando has vencido en un debate, ¡oh encarnizado polemista!, eres digno de gran compasión pues has perdido la oportunidad de hacer tu conocimiento más vasto.

*

Evita la vana disputa, pero intercambia puntos de vista libremente. Si tienes que disputar, aprende de tu adversario; pues aun de un loco, si escuchas no con tu oído y tu razón sino con la luz de tu alma, puedes recibir mucha sabiduría.

*

Cuando tengas el mandato, preocúpate sólo de cumplirlo. El resto es voluntad y disposición de Dios, eso que los hombres llaman azar, suerte y fortuna.

*

El ascetismo es sin duda algo muy saludable, una cueva es apacible y las cumbres montañosas maravillosamente bellas, sin embargo, actúa en el mundo como Dios pretendió de ti.

*

No te preocupe el tiempo ni el éxito. Realiza la acción que te corresponde, ya sea para fracasar o para prosperar.

*

Cometer adulterio con Dios es la experiencia perfecta para la que fue creado el mundo.

*

Cuando supe que Dios era una mujer, aprendí sólo algo lejano acerca del amor; sólo cuando yo mismo me convertí en mujer y serví a mi Dueño y Amante, conocí completamente el amor.

*

La devoción no es absolutamente completa hasta que no se convierte en acción y conocimiento. Si persigues a Dios y logras atraparlo, no le dejes marchar hasta que no poseas Su realidad. Si has alcanzado Su realidad, insiste hasta tener también Su totalidad. Lo primero te proporcionará divino conocimiento; lo segundo, obras divinas y un gozo libre y perfecto en el universo.

*

En el cielo no se distingue entre Oriente y Occidente. La gente crea las distinciones en su mente y piensa que son ciertas.

*

Si no puedes hacer que Dios te ame, hazle luchar contigo. Si no está dispuesto a darte el abrazo del amante, oblígalo a darte el abrazo del luchador.

*

Dios es grande, dicen los musulmanes. Sí, es tan grande que puede permitirse ser débil siempre que esto sea también necesario.

*

Si hemos de comprender a Dios, debemos renunciar a nuestros criterios humanos egoístas e ignorantes o bien ennoblecerlos y universalizarlos.

*

Alguien declaraba que Dios debía ser esto o aquello o, si no, no sería Dios. Pero me parecía a mí que yo sólo puedo conocer lo que Dios es y no veo cómo podría decirle lo que debe ser. Porque ¿cuál es el criterio por el que podríamos juzgarle? Estos juicios son las estupideces de nuestro egoísmo.

*

Dicen que los evangelios son falsedades y Krishna, una creación de los poetas. Demos gracias a Dios, pues, por las falsedades e inclinémonos ante los creadores.

*

Cuando te descubras a ti mismo despreciando a otro, mira a tu propio corazón y ríete de tu propia estupidez.

*

El egoísmo mata el alma: destrúyelo. Pero cuida que tu altruismo no mate el alma de los demás.

*

El sentido del pecado fue necesario para que el hombre se disgustase de sus propias imperfecciones. Fue el correctivo de Dios para el egoísmo. Pero el egoísmo del hombre responde a la estratagema de Dios siendo muy poco consciente de los propios pecados y muy perspicaz respecto a los pecados de los demás.

*

No te jactes de tus riquezas ni busques la alabanza de los hombres por tu pobreza y tu auto-negación: estas cosas no son sino el alimento grosero y el delicado del egoísmo.

*

Hablan los hombres de enemigos, pero ¿dónde están? Sólo veo luchadores de un partido y de otro en la gran arena del universo.

*

Esta equivocada raza de seres humanos sueña siempre con mejorar su entorno mediante la maquinaria del gobierno y la sociedad, pero sólo por medio del perfeccionamiento del alma en el interior el entorno exterior se puede perfeccionar. Lo que eres dentro de ti fuera lo disfrutarás: ninguna maquinaria puede rescatarte de la ley de tu ser.

*

No limites el sacrificio al abandono de los bienes terrenos o a la negación de algunos deseos y antojos: que cada pensamiento y cada obra y cada gozo sea una ofrenda a Dios en ti. ¡Que tus pasos discurran frente a tu Señor, que tu sueño y tu despertar sean un sacrificio a Krishna!

*

Los astrólogos dicen toda una serie de cosas que no se cumplen. Pero entrando en la vida espiritual, desarrollamos una nueva fuerza que puede cambiar nuestro destino.

*

Hay eternidades menores y mayores, pues la eternidad es un término del alma y puede existir en el tiempo tanto como más allá de él. Cuando las Escrituras dicen savatih samah, se refieren a un largo periodo y permanencia en el tiempo o edades difícilmente mensurables. Sólo el Absoluto posee la absoluta eternidad. Sin embargo, cuando uno penetra en su interior, descubre que todas las cosas son secretamente eternas: no hay un final, no hubo jamás un principio.

*

¿De qué sirve sólo ser? Yo te digo: Devén, pues por esta razón fuiste establecido como hombre en este mundo de materia.

*

Aquel que quiere alcanzar altos niveles espirituales debe pasar pruebas y exámenes interminables. Pero la mayoría sólo está ansiosa por sobornar al examinador.

*

El hombre está aquí para afirmarse en este universo, pero también para evolucionar y finalmente superarse. Ha de ampliar su ser parcial hasta convertirlo en un ser completo, su consciencia parcial hasta que sea una consciencia integral; ha de dominar su entorno y también la armonía universal.

*

*

Toman prestados los hombres pequeños detalles de conocimiento y los unen trabando efímeros sistemas de pensamiento; mientras tanto, toda la sabiduría infinita ríe en lo alto, sobre sus cabezas, y agita la vasta gloria de sus alas iridiscentes.

*

Observa bien a aquellos que fácilmente se indignan en su rectitud. Pronto los verás cometer o excusar la misma ofensa que tan furiosamente han condenado.

*

No sueñes que cuando te hayas librado de la pobreza material serán los hombres felices o estarán satisfechos o se verá libre la sociedad de sus males, problemas y aflicciones. Ésta es sólo la necesidad primera e inferior. Mientras en el interior el alma siga mal organizada, en el exterior siempre habrá inquietud, desorden y revolución.

*

No existe lo mortal. Sólo lo Inmortal podría morir: lo mortal no podría ni nacer ni perecer. No existe lo finito. Sólo lo Infinito podría ponerse límites a sí mismo: lo finito no puede tener ni principio ni final, pues el mismo acto de concebir su comienzo y su fin revela su infinitud.

*

Porque el tigre actúa de acuerdo con su naturaleza y no conoce nada más, es divino y no hay mal en él. Si se hiciese preguntas, sería un criminal.

*

Evita la trampa estéril de una metafísica vacía, evita el polvo seco de una intelectualidad infértil. Sólo vale la pena adquirir aquel conocimiento que puede ser usado para el deleite de vivir y traducido en temperamento, en acción, en creación y en ser.

*

Examínate sin piedad, así te volverás más caritativo y piadoso con los demás.

*

No existe el azar en este universo: la idea de ilusión es ella misma una ilusión. Y no hubo nunca ilusión en la mente humana que no fuese la forma secreta y la desfiguración de una verdad.

*

La liberación (nirvana) es la extinción del ego, el cese de las actividades mentales, vitales y psíquicas, de todas las actividades, una quiescencia suprema, la pura bendición de la tranquilidad impersonal. Los medios para conseguirla son la meditación, la concentración y la exclusión de todas las cosas, un desaparecer total de la mente en el objeto.

*

El hombre precisa libertad de pensamiento para crecer. De no tenerla, permanecerá fijo donde está, sin posibilidades de avanzar por ningún camino.

*

Observar la ley que nos hemos impuesto a nosotros mismos con preferencia a la ley de los demás, tal es el significado de la libertad en nuestra condición no regenerada. Sólo en Dios y por la supremacía del espíritu podemos gozar una libertad perfecta.

*

¿Piensas tú que el asceta en su gruta es como una piedra y no hace nada? ¿Qué sabes tú? Puede él estar colmando el mundo con las poderosas corrientes de su voluntad y transformándolo por la presión del estado de su alma.

*

En la providencia de Dios no existe el mal, sólo el bien o su preparación.

*

Porque un hombre de bien muere o fracasa mientras el malvado vive y triunfa ¿es Dios perverso? No veo la lógica de esta consecuencia. Primero debo estar convencido de que la muerte y el fracaso son malos; y a veces pienso que, cuando éstos llegan, son en ese momento nuestro supremo bien. Pero nosotros somos las marionetas de nuestro corazón y nuestros nervios y argumentamos que lo que éstos no desean o lo que no les gusta debe de ser un mal.

*

Que no te repelan las perversiones del mundo: el mundo es una serpiente herida y venenosa arrastrándose hacia una perfección predestinada y muda. Espera, pues se trata de una apuesta divina y de esta bajeza Dios emergerá brillante y triunfal.

*

¿Por qué retrocedes ante una máscara? Detrás de su apariencia odiosa, grotesca o terrible, Krishna se ríe de tu estúpido furor, de tu aún más estúpida repulsión y de tu terror, lo más estúpido de todo.

*

Acepta el mundo como el teatro de Dios: sé la máscara del actor y déjale actuar a través de ti. Si los hombres te aplauden o te silban, recuerda que también ellos son máscaras. Que Dios dentro de ti sea tu único crítico y tu único público.

*

Si Krishna se hallase solo a un lado y al otro el mundo en armas con sus huestes formadas y sus proyectiles y metralla, prefiere tu soledad divina. No te preocupe si el mundo pasa sobre tu cuerpo y su metralla te desgarra y su caballería pisotea tus miembros y no deja de ti más que una masa informe junto al camino. La mente siempre fue un simulacro y el cuerpo una carcasa: liberado de su envoltura, el espíritu trasciende y triunfa.

*

Cuando oigas una opinión que te desagrada, estudia y halla la verdad en ella.

*

Miedo y ansiedad son formas perversas de la voluntad. A aquello que temes y piensas una y otra vez golpeando esta tecla sin cesar en tu mente le ayudas a que ocurra; porque, si bien tu voluntad en la superficie de vigilia lo repele, bajo ella tu mente lo está deseando; y la mente subconsciente es más poderosa, más vasta, está mejor equipada para alcanzar satisfacción que la fuerza y el intelecto de vigilia. Sin embargo, el espíritu es más fuerte que todos ellos juntos: refúgiate del miedo y la esperanza en la calma grandiosa y en la serena maestría del espíritu.

*

Supe que mi mente estaba conquistada cuando ésta admiró la belleza de lo feo sintiendo perfectamente por qué otros hombres se apartaban ante ello con repugnancia u odio.

*

El idealista yerra: no es la Mente la que creó los mundos, sino que lo que creó la mente creó los mundos. La Mente sólo ve erróneamente, porque ve lo creado parcialmente y por detalles.

*

Ahórcate antes que pertenecer a la horda de imitadores triunfantes.

*

La imitación es, en ocasiones, un buen navío-escuela, pero nunca izará el pabellón del almirante.

*

Grandes santos han realizado milagros, santos más grandes se han burlado de ellos. Los más grandes de los santos se han burlado y los han realizado.

*

Lo sobrenatural es la naturaleza de aquello que no hemos alcanzado todavía o no conocemos o aquello cuyos medios aún no hemos conquistado. La común atracción por los milagros es el signo de que el ascenso del hombre no ha terminado.

*

¿Qué es, pues, esto que llamas muerte? ¿Puede Dios morir? ¡Oh, tú, que temes la muerte!: es la Vida la que ha ido a ti jugando con la cabeza de un muerto y oculta tras una máscara de terror.

*

¿Aceptaré la muerte o me volveré contra ella, lucharé y la conquistaré? Será como Dios en mí elija. Porque ya viva o muera, yo soy siempre.

*

Los poetas conceden mucha importancia a la muerte y a las aflicciones externas, pero las únicas tragedias son los fracasos del alma y la única épica el ascenso triunfante del hombre hacia la divinidad.

*

Dios a menudo fracasa en sus obras: es el signo de su divinidad ilimitable.

*

Gobiernos, sociedades, reyes, policía, jueces, instituciones, iglesias, leyes, costumbres, ejércitos, son necesidades temporales que nos han sido impuestas durante unos pocos siglos porque Dios ha escondido su rostro de nosotros. Cuando se nos aparezca de nuevo en su belleza y verdad, todo se desvanecerá en esa luz.

*

A una nación no la forman una sangre común, una lengua común o una religión común: éstas son sólo ayudas importantes y poderosas conveniencias. Pero allí donde comunidades de hombres no ligadas por lazos familiares se unen en sentimiento y aspiración para defender una herencia común de sus ancestros o fundan un futuro común para su posteridad, ahí hay ya una nación en existencia.

*

El mundo de Dios avanza paso a paso realizando la unidad menor antes de intentar seriamente la mayor. Afirma primero la libre nacionalidad si alguna vez quieres conducir al mundo a ser una sola nación.

*

La nacionalidad es un gran paso del Dios progresivo en su superación de la etapa de la familia; por ello el apego a la tribu o el clan debe debilitarse o perecer antes de que pueda nacer una nación.

*

Cuando los asiáticos masacran, es una atrocidad; cuando lo hacen los europeos, es una exigencia militar. Aprecia la distinción y medita sobre las virtudes de este mundo.

*

El odio es una espada de poder, pero su filo siempre es doble. Es como el kritya de los antiguos magos que, si era burlado por su presa, volvía furioso a devorar a quien lo envió.

*

No odies al opresor pues si es fuerte tu odio aumenta su fuerza de resistencia y si es débil tu odio es innecesario.

*

Pecado es aquello que estuvo una vez en su lugar, persistiendo ahora fuera de él; no hay otro pecado.

*

No hay pecado en el hombre sino una buena dosis de enfermedad, ignorancia y mal uso de sus capacidades.

*

Pecado y virtud son un juego de resistencia que jugamos con Dios en sus esfuerzos por llevarnos a la perfección. El sentido de la virtud nos ayuda a amar en secreto nuestros pecados.

*

Hay momentos en los que la acción es desaconsejable o imposible. Por ello, realiza tapasya en soledad física o en los retiros de tu alma y aguarda la palabra o la manifestación divinas, sean éstas las que sean.

*

La negación de uno mismo es un poderoso instrumento para la purificación: no es ni un fin en sí mismo ni una ley última de vida. No mortificarte a ti mismo sino satisfacer a Dios en el mundo debe ser tu objetivo.

*

Un pensamiento es una flecha disparada a la verdad: puede alcanzar un punto, pero no cubrir todo el blanco. Y sin embargo, el arquero está demasiado satisfecho con su éxito para pedir nada mejor.

*

La existencia de la pobreza es la prueba de una sociedad injusta y mal organizada. Nuestra caridad pública no es sino el tardío primer despertar en la conciencia del ladrón.

*

La pobreza no le es más necesaria a la vida social que la enfermedad al cuerpo natural: falsos hábitos de vida y una ignorancia de nuestra verdadera organización son en ambos casos las causas culpables de un desastre que se puede evitar.

*

El poder es noble, cuando está por encima de la ira; la destrucción es grandiosa, pero pierde casta cuando la origina la venganza. Abandona estas cosas, pues pertenecen a la humanidad inferior.

*

Vi a un niño revolcándose en la suciedad y vi al mismo niño lavado por su madre y resplandeciente, pero en cada ocasión temblé ante su absoluta pureza.

*

La única tarea de la razón es organizar y criticar las percepciones. En sí misma no posee ni medios para llegar a una conclusión positiva ni para dirigir la acción. Cuando simula originar o poner en movimiento está enmascarando a otros agentes.

*

En el mundo han tenido éxito media docena de revoluciones y de éstas la mayor parte parecieron fracasos. Pero gracias a grandes y nobles fracasos la humanidad avanza.

*

Las peleas de las sectas religiosas son como la disputa de las vasijas acerca de cuál será la única a la que se le permita guardar el néctar de inmortalidad. Dejadlas que disputen: para nosotros la cuestión es lograr el néctar, esté en la vasija que esté, y alcanzar la inmortalidad.

*

Uno de los grandes consuelos de la religión es que puedes agarrar a Dios de vez en cuando y darle un buen rapapolvo. La gente se ríe de la locura de los salvajes, que golpean a sus dioses cuando sus plegarias no son respondidas, pero los que se ríen resultan ser los más locos y salvajes.

*

Los judíos inventaron al hombre temeroso de Dios; la India, al conocedor de Dios y al amante de Dios.

*

La verdadera renuncia no es abandonar la actividad, sino el ego y el deseo.

*

Sólo mediante la perfecta renuncia al deseo o por la perfecta satisfacción del deseo se puede experimentar el completo abrazo de Dios, pues de ambas formas la condición previa esencial se satisface: el deseo perece.

*

Oí a un idiota conferenciar con absoluta idiotez y me pregunté qué quería decir Dios con aquello; reflexioné entonces y hallé una deformada máscara de la verdad y la sabiduría.

*

Cuando llega la Sabiduría, su primera lección es: «No existe nada semejante al conocimiento, sólo existen vislumbres de la Infinita Deidad».

*

Lo que los hombres llaman conocimiento es la aceptación razonada de las falsas apariencias. La sabiduría mira tras el velo y ve.

*

Sacrifica, sacrifica, sacrifica, pero por Dios y la humanidad, no por amor al sacrificio.

*

Sé para el mundo como el león en intrepidez y majestad, como el camello en paciencia y servicio, como la vaca en tranquila, paciente y maternal bondad. Lánzate a los gozos de Dios como león sobre su presa, pero conduce asimismo toda la humanidad a los campos infinitos de espléndidos éxtasis para que se revuelque allí y coma de sus pastos.

*

¿Quién es el superhombre? Aquel que puede elevarse por encima de esta fragmentaria unidad mental humana cuyos ojos están vueltos hacia la materia y poseerse a sí mismo universalizado y deificado, en una fuerza divina, un amor divino y un deleite y conocimiento divinos.

*

La evolución no ha terminado: la razón no es la última palabra de la Naturaleza ni el raciocinio animal su forma suprema. Así como el hombre surgió del animal, el superhombre surge del hombre.

*

Estoy cansado de esta impaciencia pueril que clama y blasfema y niega el ideal porque las Montañas de Oro no pueden ser alcanzadas en nuestra pequeña jornada o en el curso de unos pocos y momentáneos siglos.

*

Hay sólo un alma y una existencia, por ello contemplamos todos una sola realidad objetiva. Pero existen muchos nudos de mente y ego en el alma-existencia única, por ello vemos todos el único Objeto con luces y sombras distintas.

*

Dios conduce al hombre mientras el hombre se conduce equivocadamente a sí mismo; la naturaleza superior vela los traspiés de la mentalidad inferior; éste es el enredo del que tenemos que escapar hacia un conocimiento más claro, la unidad del ser, única que permite una acción impecable.

*

El Vedanta decía: «Hombre, tú eres de una sola naturaleza y sustancia con Dios, una sola alma con tu prójimo. Despierta pues y progresa hacia tu divinidad total. Vive para Dios en ti mismo y en los otros». Este evangelio, que fue conferido a unos pocos, debe ser ahora ofrecido a la humanidad para su liberación.

*

El Vedanta es la linterna de Dios, que te guía fuera de esta noche de limitación y egoísmo; pero cuando la luz de los Vedas ha amanecido en tu alma, ya no necesitas ni la lámpara divina pues puedes caminar libremente y con seguridad bajo la luz de un sol alto y eterno.

*

La realización del Vedanta es la única base práctica para una sociedad comunista. Es el reino de los santos soñado por el cristianismo, el Islam y el hinduismo puránico.

*

Lo que el alma ve, lo que ha experimentado, eso es lo que conoce; el resto es apariencia, prejuicio y opinión.

*

Respeta la vida humana tanto como puedas, pero respeta más la vida de la humanidad.

*

Cuando oigo hablar de un justo furor me maravillo de la capacidad del hombre para engañarse a sí mismo.

*

Alabar una virtud —incluida la compasión— exageradamente por encima de todas las demás es cubrir con la mano los ojos de la sabiduría. Dios avanza siempre hacia la armonía.

*

¿Qué es el vicio sino un hábito esclavizador y qué la virtud sino una opinión humana? Ve a Dios y realiza Su voluntad; recorre la senda que Él trace para tus pasos, sea la que sea.

*

Que tus virtudes no sean las que los hombres alaban o reprochan, sino las que te guían a tu perfección y Dios exige de ti en tu naturaleza.

*

Vicio y virtud fueron concebidos para la lucha y el progreso de tu alma; pero los resultados le pertenecen a Dios, que se alcanza más allá de vicio y virtud.

El Instituto de Indología no se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores en este portal de Internet.

Copyright © 2016 Instituo de Indología. Todos los derechos reservados.